Bienvenido Querido Hermano.

Bienvenido Querido Hermano. Wellcome Dear Brother. Willkommen Lieber Bruder. Bienvenue á Toi Cher Frér. Benvenuto Caro Fratello. Bem-vindo Querido Irmão. Добро пожаловать дорогой брат.欢迎亲爱的兄弟。. Powitanie Drogi Bracie. 親愛なる兄弟ようこそ。.

13 de marzo de 2013

Francisco el nuevo Papa.

Jorge Mario Bergoglio nació en la ciudad de Buenos Aires el 17 de diciembre de 1936, uno de los cinco hijos de un matrimonio de italianos formado por su padre, Mario Bergoglio, un empleado ferroviario, y su madre Regina, Sívori ama de casa, religiosa y muy devota de la Virgen María. Egresó de la escuela secundaria industrial E.N.E.T Nº 27 (ahora E.T.Nº 27) Hipólito Yrigoyen, con el título de técnico químico. A los 21 años el en año 1957 decidió convertirse en sacerdote. Ingresó en el seminario del barrio Villa Devoto, de la ciudad de Buenos Aires como novicio de la Compañía de Jesús.

Fue ordenado sacerdote el 13 de diciembre del año 1969. A partir de entonces hizo una larga carrera dentro de la orden de los Jesuitas de la cual llegó a ser «provincial» desde el año 1973 hasta el año 1979, ya durante la dictadura cívico-militar, que castigó a la República Argentina durante 7 años desde 24 Marzo de 1976 hasta el 10 de Diciembre de 1983.

Luego de una gran actividad como sacerdote y profesor de teología, fue consagrado obispo titular de Auca el 20 de mayo de 1992, para ejercer como uno de los cuatro obispos auxiliares de Buenos Aires.
Bergoglio fue designado obispo coadjutor de la Ciudad de Buenos Aires el 3 de junio de 1997. Tomó el cargo de arzobispo de la misma ciudad el 28 de febrero de 1998.

Durante el consistorio del 21 de febrero de 2001, el papa Juan Pablo II lo nombró cardenal con el titulus de San Roberto Belarmino. Además se constituyó en el primado de Argentina, resultando así el superior jerárquico de la Iglesia católica de este país.

Forma parte de la Comisión para América Latina, la Congregación para el Clero, el Pontificio Consejo para la Familia, la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, el Consejo Ordinario de la Secretaría General para el Sínodo de los Obispos y la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica.
En virtud de su puesto episcopal, es además miembro de la Conferencia Episcopal Argentina de la cual fue presidente en dos ocasiones, hasta 2011― y del Consejo Episcopal Latinoamericano (CELAM).

Tras dos periodos consecutivos como presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, el 8 de noviembre de 2011 los obispos electores de ese organismo designaron para reemplazarlo al arzobispo de Santa Fe, José María Arancedo, primo hermano del fallecido expresidente argentino Raúl Alfonsín y hasta entonces vicepresidente segundo de la Conferencia Episcopal.

Como cardenal, Bergoglio fue conocido por su humildad, conservatismo doctrinal y su compromiso con la justicia social; defendiendo a los marginados, a los viven en la pobreza sin poder acceder a un estilo de vida mejor.
Un estilo de vida sencillo ha contribuido a la reputación de su humildad. Vive en un apartamento pequeño en vez de hacerlo en la residencia del palacio episcopal. Renunció totalmente a usar autos oficiales y a su chofer en favor del transporte público, se ha visto muchas veces viajando en metro (subterráneo) y viajando en bus (colectivo) y hasta prepara y cocina su propia comida.
Se levanta muy temprano a las 04:00 am para rezar, luego a las 06:00 am realiza la misa diaria.

Tuvo muchas diferencias con los poderosos, porque se enfrentó con la droga (el paco) y la pasta base (la marihuana) dando a conocer su impacto nocivo en la juventud y su vida posterior. Enfrentó la trata de personas (mujeres, adolescentes y niños) y no tuvo miedo en denunciar a los que negocian y trafican llevándolas a una condición denigratoria, de esclavitud.

El cardenal Bergoglio, acorde con la postura oficial de la Iglesia Católica, ha alentado a su clero y a los laicos a oponerse tanto al aborto como a la eutanasia, describiendo el movimiento pro-elección como una "cultura de la muerte". Bergoglio apoya el uso de anticonceptivos para evitar la propagación de la enfermedad; aunque se opuso a su distribución gratis en Argentina.

El cardenal Jorge Bergoglio ha sido acusado en algunas ocasiones de tener relación con la Guerra sucia ocurrida durante la dictadura militar Argentina entre los años 1976 y 1983.
Si bien Cardenal Bergoglio niega haber mutilado documentos para encubrir su actitud colaboracionista con la dicha dictadura, a posteriori, cinco testimonios de curas y teólogos confirmarían que sí el cardenal hablaba con ellos, los enfrentaba, y se reunieron tres o cuatrao veces, todo eso durante la dictadura militar Argentina.

El periodista argentino Horacio Verbitsky, quien publicó en 2006 el libro El silencio, acusó a Bergoglio de ser cómplice del secuestro de sacerdotes jesuitas Jalics y Yorio y catequistas en mayo de 1976, los cuales posteriormente fueron secuestrados y torturados durante cinco meses por militares argentinos. Verbitsky asignó responsabilidades al cardenal por este hecho.El entonces cardenal fue llamado a declarar como testigo.
Tras tres llamadas de la justicia, Bergoglio aceptó declarar ante un tribunal oral el 8 de noviembre de 2010.

Allí, afirmó haberse reunido con el dictador militar Jorge Videla y el almirante Emilio Massera, pero sólo para reclamar por la vida de los sacerdotes desaparecidos. Ante esta reunión Verbitsky acusa a Bergoglio de haber ocultado información con la desaparición de los sacerdotes. Las acusaciones realizadas por el periodista Verbitsky no generaron ninguna imputación hacia Bergoglio ni causa pendiente. Ninguna denuncia ha sido presentada formalmente ante la justicia Argentina.

En 2010, los periodistas Francesca Ambrogetti y Sergio Rubín le preguntaron al cardenal sobre este tema en el libro El jesuita, conversaciones con el cardenal Jorge Bergoglio, sj.
Allí, el entonces cardenal rechazó las acusaciones de Verbisky e indicó que, si no se había defendido antes, "fue para no hacerle el juego a nadie, no porque tuviese algo que ocultar", y narra como habría protegido a sacerdotes perseguidos durante la dictadura militar. "Siempre me he presentado ante la justicia a declarar y he dicho la verdad. No tengo nada que ocultar, todo ha salido a la luz", agregó Bergoglio.

En la entrevista, él añade: "Hice lo que pude con la edad que tenía y las pocas relaciones con las que contaba para abogar por las personas secuestradas... Me moví dentro de mis pocas posibilidades y mi escaso peso, pero no quedé callado como dicen, ocultando lo que sabía".

En tanto, otros referentes de la lucha contra la dictadura y la defensa de los derechos humanos han negado la participación de Bergoglio en dichos asuntos, desvinculándolo de todo hecho. Alicia Oliveira, expulsada de su cargo de jueza durante la dictadura militar, perseguida en 1976 y nombrada «defensora del pueblo de la ciudad de Buenos Aires» en 1998, afirmó que Bergoglio les advirtió a los sacerdotes desaparecidos: Jalics y Yorio del peligro que corrían y que ellos no le hicieron caso.

El sacerdote Guillermo Marcó dijo a la prensa: "A la jueza Alicia Oliveira, el cardenal Bergoglio la salvó de ser desaparecida por la dictadura militar. Y que cuando Bergoglio se entrevistó con Videla fue sólo para pedirle información sobre los sacerdotes desaparecidos". En tanto, el premio Nobel de la paz Adolfo Pérez Esquivel opinó tras la asunción del Papa Francisco que; Bergoglio no tenía vínculos con la dictadura militar, solo le preocupaba los sacerdotes desaparecidos y la gente humilde que cada vez son más.

A Bergoglio se le cuestiona porque se dice que no hizo lo necesario para protegerlos de la dictadura militar, siendo él el superior de la congregación de los jesuitas, pero yo sé personalmente que hizo todo lo que pudo y que muchos obispos de ese momento, pedían a la junta militar la liberación de prisioneros y sacerdotes, y no se les concedía. Les decían que sí y luego no se la daban. (Palabras de Adolfo Pérez Esquivel).

Cuando los sacerdotes Francisco Jalics y Orlando Yorio fueron liberados, gracias a interveción de Bergoglio y otros obispos, el cardenal Bergolio y el Obispo Jorge Novak acompañaron a los dos sacerdotes hasta el Aeropuerto Internacional de Ezeiza rumbo a Europa.
El jesuita Francisco Jalics, vive desde 1978 en Alemania, viajó hace unos años a Buenos Aires, por invitación del arzobispado de Buenos Aires, donde tuvo un encuentro con Bergoglio, indicaron fuentes de esa orden en Múnich a la edición digital del semanario "Der Spiegel".
"Jalics está en paz con Bergoglio y no le guarda ningún rencor", agregó el portavoz jesuita, Thomas Busch, sin especificar el contenido de la conversación que tuvieron entre ambos.

ROCES CON EL GOBIERNO

Una de las cuestiones en las que el cardenal se enfrentó al gobierno de Cristina Fernández fue el proyecto de Ley de Matrimonio entre Personas del Mismo Sexo. El 9 de julio de 2010, días antes de su aprobación, Bergoglio aceptaba una unión entre dos personas del mismo sexo, con derecho a la pensión, y la sanidad de parte de uno de los integrantes en caso de fallecimiento, pero no aceptaba el matrimonio y la posibilidad de adoptar niños.

Bergoglio criticó la pobreza y la desigualdad económica que está sumida la Argentina.
Conocido por clamar contra la desigualdad en su país, Bergoglio comparó la pobreza con una violación de los derechos humanos y no ha dudado en reprochar al Gobierno por no impedir el aumento de la pobreza en la Argentina, situación que considera "inmoral, injusta e ilegítima", al ocurrir en una nación que posee las todas las condiciones económicas necesarias para evitar esos daños.

"En lugar de eso, pareciera que se ha optado por agravar más las desigualdades", aseguró el primado de la Iglesia católica argentina, para quien "los derechos humanos se violan no sólo por el terrorismo, la represión y los asesinatos, sino también por estructuras económicas injustas que originan grandes desigualdades".
Ante esto, reclamó una respuesta "ética, cultural y solidaria" para saldar la deuda social con los 40 millones de Argentinos, en su mayoría niños y jóvenes, y aseguró que es imperativo luchar para cambiar las causas estructurales y las actitudes personales o corporativas que generan esta situación.

En 2009, Bergoglio dijo que la pobreza extrema y las "injustas estructuras económicas que dan origen a grandes desigualdades" son violaciones de los derechos humanos y que la deuda social es "inmoral, injusta e ilegítima."
Durante una huelga de 48 horas de servidores públicos en Buenos Aires, Argentina, Bergoglio opinó sobre las diferencias entre los "pobres perseguidos por pedir trabajo, y los ricos que son aplaudidos por huir de la justicia." Además, no ha ahorrado críticas con el "acostumbramiento" a la pobreza que nos tiene es gobierno de Cristina.

Mérito para recibir la eucaristía. En el Documento de Aparecida, una declaración conjunta de los obispos de América Latina, el entonces cardenal Bergoglio, comentó sobre el mérito de las personas para recibir la eucaristía.
El texto en su parágrafo 436 dice que:
"Debemos atenernos a la 'coherencia eucarística', es decir, ser conscientes de que no pueden recibir la sagrada comunión y al mismo tiempo actuar con hechos o palabras contra los mandamientos, en particular cuando se propician y se ponen de parte del aborto, la eutanasia y otros delitos graves contra la vida y la familia.
Esta responsabilidad pesa de manera particular sobre los políticos, legisladores, gobernantes y los profesionales de la salud.

CARDENALATO

Creado Cardenal presbítero el 21 de febrero del 2001; recibió la birreta roja y el título de San Roberto Belarmino. Asistió como Relator General Adjunto a la X Asamblea Ordinaria del Sínodo de Obispos, Ciudad del Vaticano realizado del 30 de setiembre al 27 de octubre de 2001.
En la Santa Sede, forma parte de la Congregación para el Culto Divino y la disciplina de los Sacramentos, la Congregación para el Clero, la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y las Sociedades de Vida Apostólica. Asimismo, integra el Pontificio Consejo para la Familia, la Comisión para América Latina (CAL) y el Consejo Ordinario de la Secretaría General para el Sínodo de los Obispos.
Participó en el cónclave del 18 y 19 de abril de 2005. Asistió a la XI Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, Ciudad del Vaticano, 2 al 23 de octubre de 2005. Miembro del consejo post-sinodal de la XI Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos. El 9 de noviembre de 2005 fue electo Presidente de la Conferencia Episcopal Argentina, para el trienio 2005-2008.

En la Santa Sede es miembro de la Congregación para el Culto Divino y la disciplina de los Sacramentos; de la Congregación para el Clero; de la Congregación para los Institutos de Vida Consagrada y de las Sociedades de Vida Apostólica; y del Pontificio Consejo para la Familia.

Entre sus escritos figuran varios libros:

1982: Meditaciones para religiosos.
1986: Reflexiones sobre la vida apostólica.
1992: Reflexiones de esperanza.
1998: Diálogos entre Juan Pablo II y Fidel Castro.
2003: Educar: exigencia y pasión.
2004: Ponerse la patria al hombro.
2005: La nación por construir.
2006: Corrupción y pecado.
2006: Sobre la acusación de sí mismo.
2007: El verdadero poder es el servicio.
2012: Mente abierta, corazón creyente.

CLAVES PARA EL PAPA FRANCISCO

- Es el primer Papa hispanoamericano.

- Se trata también del primer Papa jesuita, y una de las figuras más importantes de la Iglesia en el continente americano.

- Ningún Papa anterior había elegido el nombre de Francisco. Es en referencia a San Francisco de Asís, ejemplo de pobreza y humildad.

- Se trata del primer pontífice que tiene que convivir con un papa emérito. Benedicto XVI, aún vive y sigue siendo siendo Papa aunque haya renunciado, y lo será después de muerto, hasta por toda la eternidad.

- En 2005 era uno de los candidatos con más posibilidades de suceder a Juan Pablo II. Se especula que obtuvo 40 votos de los 77 necesarios para ser elegido.

- Se ha caracterizado por su roces al gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

- Se enfrentó al gobierno por el proyecto de Ley de matrimonios entre personas del mismo sexo, el aborto, la eutanasia, la trata de personas, la droga en la juventud, la pobreza y marginalidad que atraviesa Argentina.

- Cursó estudios de técnico químico, y a los 21 años ingresó en el seminario Jesuita.

- Se ordenó sacerdote a los 32 años.

- Estudió en Alcalá de Henares, en la comunidad de Madrid, en los años 70.

- Muchas piden un cambio en la estructura de la iglesia; el celibato en los sacerdotes, la inclusión de mujeres, la participación de los divorciados en la estructura interna de la iglesia.

- Que acompañe los cambios sociales que el mundo actual requiere a estos tiempos.

EL PAPA FRANCISCO Y LA ORACIÓN

El cardenal Bergoglio en sus homilías en la Catedral de Buenos Aires siempre pedía y exhortaba a los fieles a la oración contemplativa, en soledad o en conjunto. No abandonar nunca la oración. La oración en soledad refresca el alma, pero la oración en unión con otros, tiene mucha, mucha fuerza, y pidan pidan siempre con mucha confianza.

Lo ha demostrado en su primera aparición en el balcón del Vaticano, pidiendo rezar por Benedicto XVI, y luego pidió rezar por el él: "Comenzamos este camino, obispos y pueblo, un camino de la Iglesia de Roma, que es la que preside en la caridad a toda la Iglesia. OREMOS SIEMPRE LOS UNOS POR LOS OTROS Y TODOS POR EL MUNDO. Para que haya una gran fraternidad. Que este camino de Iglesia que hoy comenzamos y en el que me ayudará mi cardenal vicario, aquí presente, sea fructuoso para la evangelización".

“Les pido una plegaria en silencio para su obispo”, expresó el Pontífice a los romanos, antes de impartir la bendición "Urbi et Orbi", en perfecto italiano. “Recen por mí”, insistió al despedirse de los miles de fieles que lo aguardaban expectante.

"Recen por mí y nos vemos pronto".

“Sean misericordiosos con las almas, que lo necesitan. También Recen por mí”, fueron hoy las palabras del Papa Francisco a los padres dominicanos penitenciales (llamados los"confesores del Papa") de la Basílica de Santa María Mayor, Roma.
El pedido fue realizado en la basílica levantada en el centro de Roma, primer lugar elegido por el nuevo Pontífice para orar y agradecer a la Virgen.

El Santo Padre Francisco, Jorge Mario Bergoglio, pidió en su mensaje a los miles de fieles que aguardaban el anuncio de quien sería el 266 Papa de la Iglesia Católica en la Plaza de San Pedro y en todo el mundo a través de los medios de comunicación social que elevaran una plegaria para rezar por él.

El nuevo obispo de Roma mencionó en varias ocasiones antes de llegar a Roma para participar del cónclave el deseo de que los fieles recen para que el "Espíritu Santo" iluminara a los cardenales en la grave decisión de escoger al Vicario de Cristo sobre la Tierra.

La frase “Recen por mí” era el pedido con el que hasta hoy, miércoles 13 de marzo, arzobispo de Buenos Aires, cerraba todas sus alocuciones y homilías. Notemos la importancia de rezar siempre en cualquier tiempo y a cualquier hora.

Est es un gesto sorprendente, casi una revolución para el líder de la Iglesia de 1,200 millones de católicos, de los cuales casi la mitad residen en América Hispana y hablan castellano como él.







¿POR QUÉ EL NUEVO PAPA ESCOGIÓ EL NOMBRE DE FRANCISCO?

Se inspiró en san Francisco de Asís, quien predicaba la pobreza y la humildad como valor y que profesó que la verdadera alegría estaba en la paciencia.





►Fuente: NOTICIASCARACOL.COM, República de Colombia.

No hay comentarios: